Aporcado y tutoreo | Manual de Agricultura Urbana: MAE

 In Agricultura organica

Manual Agricultura Urbana

Aporcado y tutoreo: Lección 6

¿Cómo ayudo a mis plantas a tener buena estructura?

Tutoreo de jitomate

¿Qué labores de mantenimiento les tengo que hacer a mis plantas?

E

n este momento nuestras plantas ya deben de estar en su lugar definitivo en el huerto, tienen buen tamaño y pueden estar floreando e incluso fructificando.

Así que ahora llega el momento de la paciencia y del mantenimiento del huerto, pues las plantas están creciendo y sólo necesitan que las ayudemos a tener las condiciones óptimas que les permitan continuar su desarrollo.

Las principales actividades de mantenimiento en esta etapa son el aporcado y el tutoreo.

Tutoreo

Guiar verticalmente el tallo principal para mejorar la ventilación e iluminación de las plantas, así como optimizar los espacios y evitar que los frutos toquen el suelo, lo que puede traer enfermedades.

Aporcado

Consiste en amontonar tierra en el tallo principal de la planta, ayudando a proteger la base del tallo de la planta y las raíces más superficiales, favoreciendo el crecimiento de las mismas.

Este práctica es importante en plantas que crecen como enredadera, sí evitamos que se dañen al ser pisadas o con el agua que queda en las hojas, la planta pesa tanto que el tallo puede doblarse o romperse con facilidad. Pero sobretodo se ahorra espacio en el huerto, pues en lugar de ocupar espacio en horizontal hacemos que crezcan en vertical.

¿Qué plantas lo necesitan?

Se harán estás prácticas con plantas que tienden a crecer más horizontalmente o en forma de enredadera (plantas trepadoras o rastreras) y con plantas cuyos frutos son grandes, por lo que la planta no puede sostener el peso.

Plantas trepadoras: Calabaza, sandía, melón, pepino, jitomate cherry, frijol, chícharo.

Plantas de frutos grandes: jitomate, pimiento, chiles, tomate de hoja.

Aporcado: Principalmente en papa, frijol y chícharo.

TUTOREO

CONSEJOS Y BUENAS PRÁCTICAS

El tutoreo debe realizarse cuando la planta alcanza una altura de 20-30 cm, o cuando comienza a florear.

TUTOR

Hay distintas formas de tutorar nuestras plantas, pero para cualquiera que sea se necesita una estructura de soporte y un material para atar la planta a dicha estructura.

El tutor debe ser lo suficientemente alto que le permita a la planta alcanzar su máximo tamaño y lo demasiado fuerte para soportar el peso.

Los materiales para hacerlo dependen de lo que tengas a la mano o del tiempo que tengas para realizar esta actividad. Te recomendamos que utilices los materiales que tengas a tu alcance (ramas, palos, tubos de pvc, etc.).

tutoreo-en-huerto-estructura-pvc
atado-de-tutoreo-en-huerto-

ATADO

Una vez que tienes la estructura de soporte debes fijar la planta al tutor.

El material para atar puede ser de muchos tipos, una vez mas dependiendo de los materiales a tu alcance, puedes usar materiales como alambre, hilo, rafia, etc. Sólo ten en mente la rigidez del material y su durabilidad frente a las condiciones climáticas.

Puntos a cuidar

  • Al momento de atar la planta al tutor ten cuidado de no apretarla mucho para evitar lastimaduras, de hecho debe ser holgado para permitir el engrosamiento del tallo.
  • Los puntos a atar deben ayudar a la estructura y peso de la planta, preferentemente se debe sujetar cada fruto o cada racimo, para evitar que el peso lastime el tallo. Debe funcionar como una ayuda que soporte el peso.
  • Considera el número de plantas que vas a tutorar, pues si son pocas puedes utilizar hilo o cualquier material, pero a veces si se tienen muchas plantas lo mejor es invertir en materiales que faciliten esta actividad como los anillos plásticos de tutoreo.
Anillos para tutoreo

APORCADO

CONSEJOS Y BUENAS PRÁCTICAS

Esta práctica puede realizarse con la mayoría de cultivos, pues favorece el desarrollo de las raíces más superficiales y ayuda a dar más estabilidad a la planta.

Tiene especial importancia en el cultivo de papa, ya que al aporcar se promueve la formación de más tubérculos, cuando no se realiza la planta no crece a su máximo potencial y no genera buena producción.

En todo tipo de hortalizas de raíz (betabel, zanahoria, cebolla, ajo, etc.) debe hacerse un aporcado cada vez que se vea sobresalir la raíz del suelo, pues debemos protegerla del sol que puede resecar y detener el crecimiento de su parte aprovechable.

Esta actividad debe realizarse en todo el desarrollo del cultivo, cada vez que se vea que la planta va quedando expuesta en su parte inferior del tallo (mucho se debe a la acción de la lluvia), se debe amontonar un poco de tierra alrededor de esta.

Si el cultivo se encuentra en condiciones difíciles (bajas temperaturas, altas temperaturas, heladas) el aporcado ayuda a proteger la planta.

Para nosotras es muy importante saber cómo va tu huerto. Compártenos en los comentarios el estado de tu cultivo, tus dudas u opiniones, y siempre puedes seguirnos o escribirnos por ¡Facebook!

Dejar un comentario

Contáctanos

Déjanos un mensaje y nosotros nos pondremos en contacto contigo.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

Propagación de esquejes